no comments

Orquitis: Qué es, síntomas y tratamiento

Si no sabes lo qué es orquitis, déjanos decirte que es una afección que afecta solo a los hombres. Implica a los órganos encargados de producir las hormonas sexuales llamadas testosterona y los espermatozoides, es decir, a los testículos.

Síntomas de la Orquitis

Entre los síntomas de la orquitis se incluyen la inflamación de uno o ambos testículos, aunque generalmente es solo uno de ellos. Normalmente, esta dolencia está causada por una infección viral o bacteriana. Ocurre tanto en niños como en hombres adultos.

La mayoría de los casos de orquitis testicular en niños son causados por una infección con el virus de la parotiditis o paperas. Cuando está causada por una infección bacteriana, se desarrolla más comúnmente a partir de la progresión de la epididimitis, una infección del tubo que transporta el semen fuera de los testículos. Esto se llama epididimo-orquitis.

Los síntomas asociados con la orquitis pueden variar de leves a severos y la inflamación puede afectar a uno o ambos testículos. Los pacientes pueden experimentar un inicio rápido de dolor e hinchazón o los síntomas pueden aparecer más gradualmente. Los síntomas de la orquitis pueden incluir tumefacción testicular, enrojecimiento, dolor y sensibilidad, fiebre y escalofríos, náusea, malestar y fatiga, dolor de cabeza o de cuerpo y dolor al orinar. También se puede ver dolor o ardor posible antes o después de la micción y el flujo del pene.

Las personas que experimentan dolor testicular, enrojecimiento o hinchazón deben buscar atención médica y evaluación. No demores la atención médica ya que otras condiciones de emergencia, como la torsión testicular (torsión del cordón espermático), también se caracterizan por dolor y sensibilidad testicular.

Causas de la Orquitis

La mayoría de los casos de orquitis en las paperas ocurren en hombres prepúberes (menos de 10 años), mientras que la mayoría de los casos de orquitis bacteriana se presentan en hombres sexualmente activos o mayores de 50 años con hipertrofia prostática benigna.

Aproximadamente un tercio de los niños desarrollan orquitis por infección de parotiditis. Es más común en niños pequeños, y la inflamación testicular generalmente se desarrolla 4-6 días después del inicio de las paperas.

Hay informes de casos en las paperas después de la inmunización con la vacuna contra las paperas, el sarampión y la rubéola (MMR), pero esto es raro. Otros organismos virales menos comunes que pueden causarla incluyen la varicela, el virus coxsackie, el ecovirus y el citomegalovirus (asociados con la mononucleosis infecciosa).

Con menos frecuencia, puede ser causada por una infección bacteriana. En términos generales, la mayoría de estos casos ocurren por la progresión y propagación de la epididimitis (inflamación del tubo en espiral en la parte posterior del testículo), ya sea por una enfermedad de transmisión sexual (ETS) o por una infección de la próstata o del tracto urinario. Esta condición se denomina epididimo-orquitis.

Las bacterias que pueden causar orquitis en las infecciones de las glándulas prostáticas / del tracto urinario incluyen a Escherichia coli, Klebsiella pneumoniae, Pseudomonas aeruginosa y especies de Staphylococcus y Streptococcus.

Las bacterias que causan enfermedades de transmisión sexual, como la gonorrea, la clamidia y la sífilis, pueden causar orquitis en hombres sexualmente activos, por lo general entre las edades de 19-35 años. El riesgo aumenta cuando hay muchas parejas sexuales o se llevan a cabo comportamientos sexuales de alto riesgo. También existe una mayor probabilidad cuando tu pareja sexual ha tenido una ETS, o si tú mismo tienes un historial de ETS.

Las personas pueden estar en riesgo de orquitis no transmitida sexualmente si no han sido inmunizadas contra las paperas, si tienen infecciones frecuentes del tracto urinario, si son mayores de 45 años o si con frecuencia tienen un catéter colocado en la vejiga.

Tratamiento

En términos generales, el diagnóstico de orquitis y tratamiento de la misma se puede establecer después de que un profesional de la salud haya realizado una historia y un examen físico. Sin embargo, se pueden realizar estudios de imágenes y pruebas de laboratorio para evaluar y excluir otras afecciones médicas que pueden presentar síntomas similares.

El tratamiento suele centrarse en la administración de antibiótico, antiinflamatorio y analgésicos, aunque sus particularidades dependen de la causa por la que se haya contraído.

Se puede ordenar una ecografía de los testículos afectados para excluir otras condiciones (por ejemplo, torsión testicular, absceso o epididimitis) que pueden causar síntomas similares.

Con un examen rectal, un profesional de la salud puede controlar la infección de la glándula prostática. Esta prueba es necesaria porque el tratamiento con antibióticos se utiliza durante un período de tiempo más prolongado si la infección afecta la próstata.

Se puede obtener una muestra de secreción tomada de la uretra, el tubo que forma la abertura en el extremo del pene, para identificar qué bacteria es responsable de la infección si se sospecha una enfermedad de transmisión sexual. También puede que tengas que hacerte un análisis de sangre y un análisis de orina según los síntomas que presentes.

Loading...

Escribir Comentario